martes, 11 de abril de 2017

Opinión: La casa de las cruces

La Casa de las Cruces
David Chevalier
Berenice

La Semana Santa es una buena época para sumergirte en la lectura de un buen libro... el olor a incienso, los dulces típicos, esa sensación de respirar primavera por doquier... Se crea un magnetismo entre lector y libro que es difícil describir. Si tienes tiempo (o no, ya que lo vas a devorar) te recomiendo la última obra de David Chevalier: 'La Casa de las Cruces'.

Mucho tiene de Stephen King, mucho de Mentes Criminales, incluso algún puntillo del clásico juego de mesa 'Cluedo' (por lo de misterioso y también con un toque de comedia). Quizás porqué nació en la misma época que yo, David Chevalier me ha llegado llamando con las campanillas de la nostalgia... el lugar, los mensajes, los personajes, las descripciones... me resultan conocidos e inquietantes a la par... los encuentros de amigos (o reencuentros) del estilo acampada, reuniones misteriosas, los giros inesperados... me hacen gozar con una lectura con la que conectas desde las primeras páginas. 

Según la propia editorial:

Tras la muerte de su madre, Robert Carson vuelve a casa diecisiete años después, dispuesto a recuperar lo que dejó atrás. Cansado de una existencia inestable y repleta de excesos, se propone enmendar su vida, encauzarla de una vez por todas regresando al único lugar que alguna vez sintió como seguro: Salmo, su pueblo natal. Allí se reencontrará con su pasado, con su hermana Carol y su viejo amigo Johnny, pero también con los terrores y supersticiones de la infancia. 
¿Qué fue del resto del grupo de amigos? ¿Qué ocultan realmente las paredes de la Casa de las Cruces? Robert sabe que ese siniestro lugar, con el que todos ellos estuvieron involucrados tiempo atrás, parece proyectar una ancestral y oscura maldición sobre todos los habitantes de Salmo. Incluido él mismo. 

Después de su deslumbrante opera prima, la inquietante Tide Haven, David Chevalier regresa con una extraordinaria novela, cuya trama y personajes harán las delicias del lector ávido de emociones fuertes e imborrables. 

Como si un Edgar Allan Poe de nuestra era se hubiera reunido con el equipo de guionistas de Mentes Criminales y True Detective.... José María Aranzana, Libros y Literatura

Lo mejor

Gracias a Stranger Things (Netflix) parece que los remakes fantástico-terroríficos resurgen con fuerza y, en mi humilde opinión, 'La Casa de las Cruces' podría ser un magnífico ejemplo. ¡Cómo disfrutábamos de esas tardes con batidos de fresa, el VHS de Regreso al futuro o E.T.!. Si quieres... vuelve a revivir esas sensaciones con un surtido de petazetas, chicles boomer, una bicicleta en el patio esperando a un colega y éste título de Chevalier. Quizás no sea el objetivo del autor o de la editorial, pero es lo que ha conseguido revivir en mi... disfrutar del terror con un punto de nostalgia y 'regreso a la adolescencia'. 


Lo no tan bueno

Que no siempre sea semana Santa (y no lo digo por el tema religioso precisamente)... es la época ideal para esta lectura... te traslada a la época de instituto, a tardes de lluvia, a levantarte tarde porque no te espera la clase de mates al día siguiente... a esos nervios adolescentes cuando compartes opiniones sobre lecturas. Con esto no quiero decir que sea un libro específicamente juvenil, para nada. Adultos disfrutarán del suspense, misterio y tramas ocultas de esta propuesta.  









miércoles, 5 de abril de 2017

Opinión: El coleccionista de relojes extraordinarios

El coleccionista de relojes extraordinarios

Laura Gallego García
SM

"Para salvar el alma de su madrastra, Jonathan debe encontrar el reloj Devereaux antes de que transcurran doce horas. Está en algún lugar de Ciudad Antigua. Pero a medida que avanza la noche, la ciudad va transformándose. Es y no es la misma. Con ayuda de Emma, Jonathan descubre que existe otra ciudad, la Ciudad Oculta. Allí viven los inmortales y ellos tienen el reloj. El joven les demuestra la fuerza de su voluntad y estos le ofrecen la posibilidad de salvar a su madrastra, aunque para ello tenga que despedirse de Emma, también una inmortal".

Hoy las estanterías de la despensa están llenas de relojes. Pero no son unos relojes cualquiera. Estamos hablando de unos relojes que son extraordinarios. Nunca había leído nada de Laura Gallego (muy mal, lo sé), pero no sé si por las buenas críticas que había escuchado, la fama de la autora o la multitud de títulos que se encuentran en el mercado tenía unas altas expectativas. Y, personalmente, me esperaba algo más...
 algo más de fantasía o de suspense... quizá no he empatizado lo suficiente con los personajes o la historia (que se asemeja a alguna película), aunque he de admitir que he pasado un rato entretenido. 

Lo mejor

La construcción de los personajes: por lo poco que he leído (es cierto, únicamente este libro) se puede decir que la autora es experta en describir a personajes que llegan a atrapar en ciertas historias, ingeniosos diálogos y una trama que es muy acertada. Este talento de diseñar buenos personajes se hace patente con un personaje principal, Jonathan, que tiene doce horas para encontrar el reloj Deveraux. Un chico aventurero con el que nos solidarizamos y nos podemos llegar a identificar

La edición de tapa dura es realmente atractiva, con una buena ilustración de la portada aunque algunas ilustraciones en el interior no hubieran ido nada mal...



Lo no tan bueno

Un final precipitado que despinta una historia que casi atrapa por trepidante y misteriosa. 







miércoles, 29 de marzo de 2017

Novedad: Agni y la lluvia

Agni y la lluvia
Dora Sales
Enrique Flores
Kalandraka

Agni no entiende bien qué es eso de ser pobre. Solo tiene una cosa clara: sus padres, Lalita y él lo son. Y todos los vecinos del barrio, también. Porque cuando los mayores hablan entre ellos, en muchas ocasiones suelen terminar diciendo que son pobres. «No es bueno ser pobre», piensa Agni al recordar las caras tristes de los mayores cuando dicen esa palabra. Al hacerlo nunca sonríen… El sol se pone a la misma hora para todos los habitantes de Bombay. 
Al regresar a sus casas, algunos podrán abrir los grifos para lavarse y preparar la cena. Pero la mayoría, que carecen de agua corriente, tendrán que repartir entre toda la familia el contenido de los cubos que han llenado en las fuentes públicas. …Como Agni, un niño de diez años que ya desde los seis trabaja en un lavadero. Mientras frota y refrota sin parar, Agni sueña que algún día cambiará su suerte. 

Su sueño es el de los más de 250 millones de niños y niñas que madrugan cada día, no para ir a la escuela o jugar, sino para trabajar, forzados por las redes de explotación y esclavitud infantil o de forma «voluntaria» para ayudar a sus familias, sumidas en la pobreza. Una historia triste -entre la melancolía y la luminosidad que Dora Sales transmite con una mirada tierna centrada en el valor de los sentimientos, la esperanza y la voluntad por progresar de su protagonista, que emociona y genera empatía. Las acuarelas de Enrique Flores, que destacan por el trazo rápido e imperfecto, nos transportan al hogar, la barriada, al inmenso tendal…

martes, 28 de marzo de 2017

Novedad: El ratón y la montaña

El ratón y la montaña
Antonio Gramsci
Laia Domènech
Editorial Milrazones

Antonio Gramsci escribió gran parte de su obra desde la cárcel, pero también muchas cartas a su mujer. En una de ellas le cuenta un cuento para que se lo lea a sus hijos: el de un ratón que se bebe la leche del desayuno de un niño. Cuando el niño despierta y llora de hambre, el ratón pide leche a la cabra, que no puede dársela si no pace antes. Pero el prado no tiene hierba, ni la fuente agua... todo está destrozado por la guerra y la especulación. El ratón promete en nombre del niño que plantará árboles cuando sea mayor, y todo el mundo se pone a trabajar para que el niño pueda desayunar. Y así es como el pueblo recupera su vitalidad anterior. Este álbum ha sido ilustrado por Laia Domènech, autora de La zanahoria. Con su habitual calidez en el trazo y en el uso de los colores, la ilustradora catalana interpreta maravillosamente el cuento. Como otros títulos que forman parte de la colección Miratones, El ratón y la montaña también está disponible en catalán.

lunes, 20 de marzo de 2017

Fotocuento: Primavera, azul y algodón

Un retrato con fondo azul y burbujas de algodón. Es el inicio de la primavera. Cuando paseo por la ciudad y, de repente, me topo con estampas que ayudan a evadirte del tráfico, del caos y del humo gris.

Una línea de árboles en flor y un cielo azul. Es lo único que hace falta para respirar primavera. Se siente diferente, se mira y huele de distinta manera. Cierro los ojos y siento el susurro del viento en la piel. Aspiro profundo y expiro sentimientos encontrados: quiero cambios, necesito retos (que sean cómodos, si es posible), lo he de conseguir, pero no sé si puedo. Abro los ojos y me topo con la realidad: una primavera de color azul con topos de algodón. 

jueves, 16 de marzo de 2017

Aventuras y desventuras de los alimentos que cambiaron el mundo

Aventuras y desventuras de los alimentos que cambiaron el mundo es un fascinante viaje por el mundo en el que los niños (y mayores curiosos) seguirán las huellas de 15 alimentos, desconocidos hace tres siglos en su mayoría, pero que hoy comemos todos los días. Con una prosa sencilla y directa, la obra responde a cuestiones como las siguientes: ¿Cuál era la bebida favorita de los revolucionarios europeos? ¿Por qué se pensaba que la patata era una planta diabólica? ¿Cuándo se encontraron (¡por suerte!) el tomate y la pasta? ¿En qué momento la pimienta valió más que el oro? El libro está estructurado en dos partes. 

La primera está dedicada a los alimentos que se llevaron a América y la segunda a los alimentos que se trajeron de América. Aporta también la completa bibliografía que sobre el tema ha utilizado Teresa Benéitez, autora del texto. Los lectores más cocinillas encontrarán estupendas recetas en su interior. Las ilustraciones de Flavia Zorrilla son una parte fundamental de esta obra que también incluye infografías. En A Fin de Cuentos apostamos por los libros que combinen ocio y conocimiento como es el caso de este primer título de la colección Deguria (libros para degustar).
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...